Compartir

la columna del jefe Fleischer Haro

TITUBEO EN LA INSEGURIDAD PÚBLICA

 

Roberto Fleischer Haro

Señores Funcionarios, la inseguridad pública es un tema muy complejo es de hombres no de nombres, se debe trabajar pensando en el bien común, proteger la integridad física y bienes de la sociedad y del Estado.

Debemos trabajar en común acuerdo gobierno y sociedad, hay infinidad de elementos policíacos mayores ya  retirados, que podrían servir como asesores, dado a su amplia experiencia, proporcionar sus vivencias, hay que aprovecharlos, no tengan temor de que alguien los siente, recuerden que EL CEREBRO ES MÁS SABIO EN LA EDAD MADURA.

Hay que dejar claro que renovar la seguridad pública se entiende la participación de la experiencia y ésta se encuentra en policías de carrera que pueden tener ideas modernas y renovadoras.

Hay que ser honestos el que no pueda que se retire, hay muchos hombres capaces que pueden demostrar su valía en seguridad pública, dice un proverbio muy sabio “Vaca que no da leche hay que sacarla del corral” todo puede cambiar, en orden y tiempo se encuentra el secreto de hacerlo todo, y de hacerlo bien.

Ya están dadas las bases para hacer lo posible en la transformación en materia de seguridad pública se tiene una Ley modelo que debe desarrollarse y generarse en un proceso de ejemplo de policía, que tienda a la protección del ciudadano y no del gobernante.

Todos los ciudadanos deberíamos tener las mismas libertades y ser de la misma categoría,  independientemente de que somos un mosaico donde las necesidades de cada parte del Estado son diferentes, pero consideramos que la libertad de los Sonorenses valdría lo mismo en un municipio que en otro.

Por lo tanto la criminalidad es un mal que amenaza con formar parte indisoluble de nuestra vida cotidiana; no debemos aceptarla ni tolerarla y mucho menos aprender a vivir con ella. La sociedad conjuntamente con los tres niveles de Gobierno,  habremos de enfrentar esta amenaza.

Para ello existen instrumentos legales, institucionales y sociales que al adoptarse, operarán como medios de contención del delito y combate a la delincuencia. Se trata de promover un cambio práctico y realista en las estrategias y tácticas de combate a la delincuencia.

Asumimos que el diseño e instrumentación del nuevo sistema de combate a la delincuencia debe ser de voluntad desinteresada y con vocación de servicio a la comunidad en donde tenemos nuestra esfera de acción, pero con servidores públicos profesionales, comprometidos e íntegros, con instalaciones suficientes y adecuadas apropiadas a las necesidades.

Con equipo policial y criminalística acorde a los tiempos; y lo que es de vital importancia: La sociedad decidida y organizada a participar y fomentar una cultura relacionada con la denuncia y las formas de combatir el crimen.

Por lo anterior, es fundamental apreciar que el fenómeno de la inseguridad pública es de altísima complejidad y que lograr el bien de la seguridad pública, ha de involucrar en consecuencia, a un complejo conjunto de instancias, ámbitos,  poderes e institución.

Durante las últimas dos décadas se incrementaron considerablemente los delitos de robo domiciliario, robo a centros educativos en comercios y a mano armada, Bancarios,  de vehículos, homicidios, tráfico de armas, secuestros y narcomenudeo, que son entre otros, los que más aquejan a la sociedad, debido fundamentalmente al incremento de la drogadicción, alcoholismo, vagancia, pandillerismo, crecimiento poblacional y a la crisis económica.

Recientemente, tanto a lo largo del territorio nacional, como en nuestra propia casa sonorense, este grave problema de la inseguridad amenaza con establecerse al centro de nuestras comunidades.

Es necesario asumir actitudes conciliadoras para que autoridades y ciudadanos coincidamos en los grandes objetivos comunes y trabajemos convencidos de ello, sólo el tiempo dará la razón al esfuerzo conjunto.

Recomiendo modestamente al presidente de Coparmex y al Presidenta de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) de esta ciudad pugnen porque se retome el viejo esquema de seguridad pública y analice la activación de los desaparecidos Departamentos de Investigaciones, con facultades no de prevención de un delito, sino de investigación del mismo para que se le proporcione al propio Ministerio Público, pero además estaría encaminado a la investigación cotidiana de delitos en general, los que anteriormente funcionaban  adscritos a la Jefatura de Policía y tránsito Municipal, siendo éstos el engrane más grande de dicha dependencia,  donde se le daba de inmediato atención y solución  a los problemas de los ciudadanos, se normaban conductas de menores y jóvenes infractores ( pandillas, mal vivencia ), en la vía pública y participaban en el combate a la delincuencia organizada y todo delito en flagrancia, se debe luchar con todo.

Desconozco el motivo por el cual fueron eliminados ya que fueron legalmente constituidos junto con la Policía Judicial del Estado en el año de 1935 en la Ley 133, por órdenes del C. Gobernador Interino EMILIANO CORELLA M. del Estado de Sonora Firmado Serio de Gobierno Ramón Avilés Firmado, misma Ley que a la fecha no ha sido derogada.

Además se requiere profesionalizar la Policía Auxiliar y de Servicios Privados de Seguridad, lo que generaría ingresos, los que se reintegrarían a la corporación en equipo de trabajo y la haría autosuficiente, viniendo ésta a fortalecer la prevención del delito.

La Policía Auxiliar sería, la corporación encargada de brindar vigilancia protección y seguridad a las propiedades particulares, establecimientos comerciales, traslado de bienes y protección de pagos de nómina en campos agrícolas, ganaderos, industriales, bancarios, así como a dependencias, organismos e instituciones públicas que lo requieran, previa celebración del contrato de prestación de servicios correspondiente y que el Estado regularice el funcionamiento de dichas empresas que no quede en pura retórica.

Es urgente se reformen y actualicen los Bandos de Policía y Gobierno en los Municipios del Estado, para normar conductas de los menores en la vía pública. Lo anterior en apoyo al nuevo sistema integral de justicia para adolescentes.

Roberto Fleischer Haro.

Miembro de la IV generación de egresados de la Escuela de Policía del Estado de Sonora.

Registro Nacional de Seguridad Pública FEHR440205H26223583 de fecha 12/19/2000

E mail robertf.haro@hotmail.com