Compartir

LAS ARMAS LETALES

POR ROBERTO  FLEISCHER HARO

La importancia de hacer saber a los Oficiales Policíacos, hasta donde tienen derecho a usar su fuerza para que puedan así defender los intereses y la integridad física de los ciudadanos, sin ser represivos ni arriesgarse, ni poner en peligro su vida.

Todo elemento policíaco deberá evitar al máximo, dentro de los límites racionales, el causarle lesiones al sujeto que requiere someter, y en caso de que sea inevitable hacerlo, deberá tener en mente que éstas serán la menos posible, de menor peligrosidad y por supuesto, sin la intención de atentar contra su vida.

Al dispersar  reuniones violentas en la vía pública que aunque ejerciendo una garantía constitucional, se ha salido del orden y han trasgredido la ley, los elementos de los cuerpos de seguridad pública procuran evitar el empleo de la fuerza. Si usarla se hace indispensable, la limitará al mínimo estrictamente necesario, utilizando el equipo adecuado según las circunstancias que se presenten en cada caso, sin hacer uso de las armas letales 

En ocasiones, también los elementos tendrán que preservar la paz pública después de un evento súbito que dé origen a un desastre, o previendo la afectación de personas y dada la gravedad del hecho que permitan unificar los criterios y procedimientos necesarios para la aplicación del uso racional de la fuerza en el ejercicio de la función policial, apegándose en todo momento a los principios de legalidad, eficacia, profesionalismo, honradez y respeto a los derechos humanos.

La Ley no tiene derecho a prohibir más que las acciones nocivas a la sociedad. Todo lo que no está prohibido por la Ley o Bando de Policía y Gobierno, no puede ser impedido, y a nadie se puede obligar a hacer lo que la Ley no ordena.

Las corporaciones policiacas están conformadas por seres humanos, por tal motivo se cometen errores y omisiones en el cumplimiento de su deber, atribuidos a la falta de capacitación, inadecuado entrenamiento y mala interpretación y aplicación de la Ley; por lo que se registran casos en los que han resultado lesionadas o incluso han perdido la vida personas inocentes o que no presentaron resistencia alguna.

Por tal motivo, se debe dignificar su imagen, su labor: haciendo ver a los ciudadanos  que también hay Policías Honestos y Heroicos que sacrifican su vida afuera de un Banco, que velan por sus intereses, que trabajan cuando otros descansan o celebran la navidad en el calor familiar. Este es el Policía que se nos debe mostrar.

Los niveles de fuerza, con relación a los recursos y materiales con que podría contar el arsenal policial son muy variados, se pudieran aplicar conforme a la respuesta de él o los sujetos.

PRESENCIA POLICIAL.

Está determinado por recursos de imagen como es el equipamiento, vehículos, armamento, uniformes, todo aquello que el ciudadano pueda visualizar para hacer saber la presencia de los cuerpos de seguridad.

COMANDOS VERBALES Y TÉCNICOS DE NEGOCIACIÓN.

Son el mecanismo de fuerza de que se vale el agente para hacer saber posibilidades y limitaciones que se ejercerán sobre una persona o grupo de personas, cuando éstos no son suficientes se inicia un procedimiento de negociación que no es más que una forma de llegar al pacifico entendimiento y acuerdo de voluntades, sin tocar las armas.

MECANISMOS DE DISTRACCIÓN Y CONTACTO FÍSICO.

Estos son cargas explosivas que atraen la atención del agresor hacia un punto diferente del de actuación para ganar tiempo y lograr un impacto psicológico, tal que la reacción no sea inmediata y permita a la fuerza policial lograr el aseguramiento en óptimas condiciones operativas y el uso menor de fuerza posible en la escala, además entendemos por contacto físico, bastones, técnicas de sometimiento, y lucha cuerpo a cuerpo, armas de aire y de disrupción electro muscular.

Existen también las denominadas por el ejército mexicano granadas STUNT, que se conocen como flashbangs cuya forma asemeja una granada de mano, pero su acción no lesiona por ser contenedores plásticos que descargan una luz muy brillante, equiparable a la de un flash de cámara fotográfica y acompañada de un estruendo que desubica al agresor, para garantizar que no responderá con acciones defensivas y con un mínimo de fuerza se logrará el aseguramiento.

UNIDADES CANINAS.

Son entrenados principalmente para prevenir el contacto directo del agente con el agresor, puede usarse como medio de contundencia cuando los perros se equipan con bozales diseñados para golpeo o mediante la acción directa del ataque libre sobre el cuerpo, lo cual provoca lesiones severas y algunas de ellas dejan secuelas.

AGENTES QUÍMICOS.

Su clasificación es muy sencilla y la forma de operar es sobre la mucosa y superficie de la piel del agresor, garantiza el mínimo de fuerza física aplicable al sujeto pero sus limitantes son que los infantes pueden ser dañados severamente e inclusive morir por la exposición prolongada a este gas.

En algunos casos cuando por un mal diseño operativo no son lanzados en direcciones correctas y el efecto se revierte a los policías provocando un problema mayor, o por estar fuera de servicio al encontrarse caducos generando dilación en la carga de activación y por tanto pueden ser tomados por los agresores y lanzados hacia la fuerza.

ARMAS DE FUEGO.

Este recurso es el de mayor importancia porque se tienen registrados infinidad de casos donde se ha privado de la vida sin justificación a terceros cercanos a las áreas de operación, entre policías y agresores.

Su aplicación ocupa el último lugar en la escala de uso de fuerza, pues como es lógico sus capacidades están dirigidas a lesionar gravemente o causar la muerte, por estas razones para aplicarlas se debe garantizar de un entrenamiento profesional y exacto, entendiendo que antes de usarlas existen infinidad de recursos que previamente se analizaron para encontrarse ante esta posibilidad.

Por tal razón, la criminalidad organizada, no puede ser combatida de un modo desorganizado.

 

Roberto Fleischer Haro

Miembro de la IV generación de egresados de la Escuela de Policía del Estado de Sonora.

Registro Nacional de Seguridad Pública FEHR440205H26223583

  1. Mail robertf.haro@hotmail.com